Mujer sin ombligo

"Mujer sin ombligo" es una historia contada con imágenes, una metáfora visual y plástica que nos traslada al origen del Pecado Original. Una cosa es lo que nos han contado y la otra el verdadero sentido de por qué Eva quiso comerse la manzana: puro y duro deseo.

 La sesión de fotografías ha sido una experiencia maravillosa que he compartido con grandes profesionales. El resultado no podría haber sido más satisfactorio.

Arturo de las Liras (www.ardelas.es) ha sido el ojo que todo lo ve y el que ha inmortalizado cada instante con su cámara. Paula Montón ha sabido trasladar al espectador la fuerza de la imagen con el maquillaje y la peluquería. Sus pinceles han bailado. Evelhyne de Lioncurt, estudiante MIR hasta enero de 2016, ha sido la paciente Eva que con su posado nos ha robado el corazón. Y yo?  Yo he creado los complementos con mucho amor. La boa que lleva en la cabeza y que poco a poco va atrapando el cuerpo de Eva tiene unos 10 metros de largo, más de 1.000 metros de hilos y 22,53 horas de trabajo ininterrumpido. El bikini trata de asemejarse a la corteza del manzano y está hecho con técnica propia a la que he decidido denominar Coral por su parecido con los arrecifes. En la foto se nos ve a los cuatro, yo sentadita por tener el mayor número de años. De algo nos tenemos que beneficiar los más mayores.

La historia continuará...

×

Log in